3 July 2008

my sewing machine

Allá por marzo me compré finalmente la máquina de coser. Edgardo había insistido hasta la saciedad que debía comprarme una, y le hice caso, y tenía razón resultó ser una buena decisión.
Opté por la vía segura y me compré algo sencillito y barato, por si acaso la cosa no se me daba bien y amortiguar así el arrepentimiento. Empecé cosiendo una carerita para los billetes del metro (uso dos billetes distintos a diario y es un coñazo andar sacándolos del monedero). Eché mano del instinto y la cosa salió bien (sigo usándolo a diario). Tengo que sacarle una foto.
Después me lancé a hacer una especie de funda para libros (la lectura diaria en el metro los acaba machacando) y también salió bastante bien... Y así decidí que era el momento de hacer algo un poco más complicado, y así salió el recogehilos, este ya a partir de una tutorial.



So around March this year I finally bought a sewing machine. Edgardo had kept insisting I had to get one (he believes in my creative side) and after looking around, checking websites and prices I decided to get a compact size one, with just the essential to get started. It wasn't too dear, so if by any chance my sewing skills did not exist, well, I wouldn't feel that bad. Anyway, Bender was there with me supervising everything.
One of the first things I did was that thread catcher. I found the tutorial online, and actually it came out nicely.

1 comment:

Edgardo said...

A veces el ser insistente es bueno. Un beso amor